El Empire State Building de Tokio

Cuando viajé a Asia por primera vez en 2019, me preparaba para todo un mundo nuevo.

Era otra geografía, idioma, cultura, gastronomía, ¡mil husos horarios de diferencia!

Pero, resulta que los japoneses, más que muchas naciones del planeta, son expertos en “hacer homenajes” a muchas culturas, civilizaciones, estructuras o gastronomías.

Así es que, entre otras cosas, nos podemos encontrar con una Tokyo Tower que se parece a otra torre famosa…

O un Mode Gakuen Cocoon Tower que nos recuerda a algún pepino londinense…

Uhmmm. ¿Habrá algún edificio que me haga acordar a algo más?

Carajos.  

¡Si tienen su Empire State Building!

Y como no les alcanzaba con evocar al mejor edificio de Nueva York (y del mundo, según yo), quisieron también abducir al Big Ben.

Conozcan al NTT DoCoMo Yoyogi Building.

Este edificio, de 240 metros de altura, se terminó de construir en el año 2000, y ese enorme reloj que lo caracteriza, que se puso en funcionamiento en el 2002, lo convirtió en la torre del reloj más alta del mundo.

Así que, un día cualquiera, que andaba paseando por Shinjuku, y subí al mirador del Edificio del Gobierno Metropolitano de Tokio, ahí estaba a lo lejos, desde la altura.

Pero no lo reconocí hasta hoy, cuando estaba mirando un video en Youtube, y me lo encontré de frente.

WTF.

Dos segundos demoré en googlear “empire state building +tokyo”. Y ahí estaba.

Habrá que volver y mirarlo más de cerca.

See ya!

 

 

Comentarios